¿Cómo cuidar el suelo pélvico en hombres?

 Las personas desconocen por completo qué funciones realiza el suelo pélvico en nuestro cuerpo e ignoran por completo la importancia de ejercitarlo, para evitar futuros problemas de salud, tanto en hombres como en mujeres.

En general, las mujeres presentan una mayor información y están mejor concienciadas sobre su importancia, debido a embarazos, el desarrollo de la menopausia, patologías ginecológicas, etc.

El suelo pélvico es un sistema muscular y de tejido conjuntivo cuya función primordial es dar soporte a las vísceras y, por consiguiente, amortiguarlas en sus movimientos funcionales. Además, otra de sus funciones principales es mejorar el trabajo de comedimiento de los esfínteres y prosperar la calidad de las relaciones sexuales.

Es conveniente empezar a concienciar a los hombres sobre la importancia del suelo pélvico. En hombres, el suelo pélvico se sitúa en la parte inferior de la pelvis. En otras palabras, en el hombres es esa región sobre la que se apoyan cuando están sentados y, abarca desde el hueso púbico hasta los isquiones.

Un suelo pélvico deteriorado puede provocar disfunciones urinarias y fecales, prolapsos como caída de los órganos ubicados en la zona abdominal, dolor lumbar y disfunciones sexuales. Además, el suelo pélvico puede provocar incontinencias  urinarias, relacionadas con problemas de próstata en los hombres.

Actualmente, existen múltiples factores que pueden dañar el suelo pélvico en hombres, como:

  • El estreñimiento crónico: las personas que padecen de estreñimiento crónico realizan grandes esfuerzos a la hora de expulsar las heces y, como consecuencia, puede dañar gravemente la zona implicada en el proceso de defección.
  • Deportes de alto impacto: como la práctica del running asiduamente, voleibol o levantamiento frecuente de pesas, etcétera.
  • Sobrepeso u obesidad: pueden afectar negativamente en los tejidos y músculos concentrados en la parte inferior de la pelvis.
  • Tos crónica: en especial hincapié, en pacientes que padecen de enfermedades respiratorias crónicas o incluso, en fumadores.

Cirugías abdominales.

  • Tratamientos de próstata: cuando un hombre se somete a una cirugía de próstata, tiene que realizar ejercicios de rehabilitación concentrados, especialmente, en el suelo pélvico, para volver a controlar de forma óptima el esfínter uretral y así, evitar de manera eficaz, las pérdidas de orina.
  • Por otro lado, existen técnicas y ejercicios para trabajar de forma adecuada y conseguir un suelo pélvico en forma y evitar los problemas de incontinencias a largo plazo, mejorando la calidad de las relaciones sexuales, y por consiguiente, evitar la aparición de patologías y molestias. Además, aquellos hombres que practican de forma progresiva y frecuente deportes de alto impacto, como el running, deberán de implicarse más en el fortalecimiento del suelo pélvico.

No obstante, antes de realizar ejercicios para trabajar y fortalecer adecuadamente esta parte del cuerpo, es necesario localizarlo y conocer la musculatura que lo compone.  Éste se concentra en la parte inferior de la pelvis. Atendiendo a esto, en el hombre se sitúa en torno a dos orificios, por un lado la uretra y, por otro lado, el ano.

Te facilitamos unos sencillos y útiles consejos para localizar el suelo pélvico en hombres:

  • Retener un gas: A la hora de expulsar un gas, puedes contraer el anillo muscular que rodea al ano, apretando y elevando el ano hacia el interior de tu cuerpo. Por otro lado, si notas que te cuesta, puedes probar a hacerlo tumbado.
  • Contrae tu suelo pélvico utilizando un espejo. Es un consejo muy sencillo y práctico. Simplemente debes observar lo que ocurre cuando lo contraes delante de un espejo. Así pues,  al realizar el movimiento de  contracción, comprobarás que tu escroto asciende notablemente. Además, también podrás observar que al realizar la contracción, acto seguido, tu pene se retraerá.
  • Detener la orina: este tipo de método debe de reproducirse un máximo de 1 vez a la semana, para comprobar que realmente contraes la zona pélvica al detener la orina. No se debe abusar de esta técnica, ni utilizarse como ejercicio en procesos de rehabilitaciones.

¿Qué técnicas y entrenamientos son los más adecuados para trabajar el suelo pélvico en hombres?

Actualmente, existen múltiples ejercicios que pueden ayudarte para fortalecerlo. No obstante, la opción más razonada es que acudas a un especialista como un fisioterapeuta.

Te dejamos un sugestivo artículo sobre los beneficios de la fisioterapia para el suelo pélvico.

En Clínica Fuentes somos especialistas en tratar cualquier patología o disfunciones de esta zona del cuerpo, tanto en mujeres como en hombres.

Estaremos encantados de solventarte cualquier duda que te surja. ¡Te esperamos!

 

© 2018 Clínica Fuentes, C/ Teodoro Camino 15, 02002 Albacete, Tel./Fax: 967 21 22 06

La web de Clínica Fuentes C.B. almacena información no sensible en tu dispositivo, como cookies o identificadores únicos de tu dispositivo, y acceden a esta información para realizar tratamientos de datos, como medir y analizar las preferencias de nuestros usuarios, o mostrar contenidos personalizados a través del análisis de tu navegación. Para aceptar y dar tu consentimiento a todas las finalidades y funcionalidades indicadas, puedes hacer click en Aceptar y continuar navegando. En caso contrario, puedes configurar o rechazar dichas finalidades. Para obtener más información sobre el uso de cookies y tus derechos, accede a nuestra    Política de Cookies
Privacidad